Mike Morhaime, co-fundador y presidente hasta el 2018 de Blizzard, junto a antiguos miembros veteranos de Blizzard crean la nueva compañía de juegos Dreamhaven y ha establecido dos nuevos estudios de juegos, Moonshot y Secret Door.